La CGTP, izquierda 2011 e institucionalidad

Ante la última ola de violencia en Moquegua y Huanta; advertencias sobre próximas movilizaciones sobran como anuncia Lauer,  Cabanillas y otros. Recomiendo prestar especial atención al trabajo de la Defensoria del Pueblo.

Sin embargo, no puedo dejar de comentar la oportunista reacción del Señor vicepresidente de la CGTP, Olmedo Auris Melgar, al anunciar la posibilidad de presentar una plancha de izquierda para las elecciones del 2011 pues “ya es hora de que los pobres gobiernen el país”. Estoy totalmente en desacuerdo con tal afirmación: entre los pobres, aquellos en extrema pobreza probablemente tengan deficiencias calóricas (2006) o las hayan tenido en su primera infancia, impidiendo desarrollar un razonamiento adecuado. Aquellos que superaron esta limitación, probablemente no superaron la falta de educación con la que su país los castiga. De los pocos que quedan, ignoro si el Señor Olmedo Auris Melgar sea parte. No corresponde que los pobres gobiernen, corresponde que elijamos mejores representantes y que saquemos a los malos pronto y no volvamos con ellos.

Considero la ambición de la CGTP, tiene que ver con la arraigada idea entre los peruanos que quien está en el poder, puede hacer lo que quiera. Vienen entonces las intensas luchas por el poder y el control de la Ley. Lo que él dice es: Ya es hora que los pobres hagamos lo que queramos, y dominemos oficialmente. La pregunta central es, ¿qué pasos estamos dando para que quien tenga el poder no haga lo que quiera? No se sirva de la ley como le plazca. En buen castellano: ¿Qué estamos haciendo por mejorar la institucionalidad del país? AJÁ: Nombrando a los directores de organismos reguladores a última hora, fusionando el Consejo Nacional de la Desentralización… (Ministro Rey: “Olvídense de la independencia de una institución, lo que importa es el objetivo“), etc.

Evitemos que hayan varias clases de peruanos, evitemos la exclusión. Trabajemos en institucionalizar al país para que cada cual haga lo que la Ley manda y nadie mande sobre la Ley. Dejemos de elegir a personas que buscan un cargo para cambiar la ley y beneficiar a los suyos. Nos merecemos eso.

PD: Por Favor, revisen las cifras de deficiencias calóricas y verán que para el 2007, el índice urbano fue de 26.9% y para el área rural fue 35.1%. Seamos serios, un tercio de la población está malnutrida! Sembramos vientos…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: